[Análisis] Bit Dungeon+

Autor: | Posteado en Consolas Sin comentarios

El pasado 8(ocho) de marzo, Dolores Entertrainment, una distribuidora española especializada en apps teléfonos en sistema operativo iOS® y Android, junto a Kinto Games dio un salto atrevido a videojuegos con Bit Dungeon+, un videojuego indie roguelike fréntico en 8(ocho) bits de acción, arcade y rol infinito, donde como buen caballero descenderemos a las profundidades en busca de vuestra amada. ¿Estás preparado? ¡Alzar las armas que allá vamos!

Bit Dungeon+

Levántate y anda

Despertamos en un calabozo, no entendemos quién somos, ni dónde estamos, solo recordamos que fuimos raptados y encerrados en una extraña habitación, dónde apenas la luz penetra en ella. ¿Dónde está vuestra amada? ¿Quién son esos monstruos? Alzamos espada y escudo, preparamos la magia, y vamos a por todas. Esta es el pobre trama que apenas sabemos y que encontraremos en este roguelike, donde vuestro objetivo(propósito) no sera más que descender y descender pisos y niveles, aniquilando a los demonios, recolectando tesoros, y destruyendo todo aquello que nos encontremos a vuestro paso, hasta dar con El recolector de Almas, no obstante cuidado, si mueres lo perderás… ¡TODO!

Jugabilidad

No es de extrañar, que si sois fanáticos de este género os recuerde a 1.ª vista a juegos como The Binding of Isaac o Diablo, y en parte es lo que pretende Big Dungeon+ con su generación procedural, ya que no existirá partida igual, dando un sinnúmero de horas, posibilidades y aleatoriedades en cada partida renovada que juguemos, o por casa piso que descendemos.

Nada más comenzar la partida, nos encontraremos una estatua donde dará inicio a un carente manual que nos enseñará los controles muy básicos del juego: moverse (joystick izquierdo), ataque normal (A), ataque cargado (manteniendo A, asimismo nos dará un plus de velocidad), defender (B), usar magia (X) y abrir mapa/stats (Y), como curiosidad, podemos recrear vuestra Switch como si fuera una máquina recreativa pulsando ZL o ZR. Una vez adquiridos los controles pasamos a aventurarnos en las siguientes habitaciones buscando una explicación de todo lo ocurrido. Mientras avanzamos sala tras sala aniquilando a todo demonio que nos encontramos, observaremos que a la vez encontraremos diferentes ítems y runas que nos ayudaran a mejorar vuestro personaje tanto en sus stats como estéticamente, pudiendo diseñar vuestro propio avatar a vuestro gusto. Cabe decir, que la movilidad del personaje es algo tosca e inclusive puede volverse irritante en aquellas ocasiones donde los monstruos puedan rodearte fácilmente, ya que por ejemplo, no podrás atacar si estas cubriéndote con escudo.

No hay vuelta atrás

Sea cual sea la habitación que elijas, no hay escapatoria alguna. Absolutamente todas las salas están repletas de enemigos, y continuamente habrá que terminar con todos los presentes para poder continuar avanzando, inclusive si por cualquier fundamento queremos retroceder para cambiar de camino o recolectar un cofre que se nos olvidó abrir, nos encontraremos con una especie de “duendecillos” carroñeros o fantasmas que nos irán la mar de bien si queremos recuperar vida o poder mágico, ya que son realmente sencillos de terminar con ellos. Durante la partida encontraremos monedas que se puede intercambiar por objetos en la tienda, una sala secreta que encontraremos en un diminuto agujero de la pared donde penetra luz solar. Sin tener muy claro el cómo, cada “x” salas subiremos de nivel, concibiendo a vuestro pixelado personaje una mejora en el Ataque, la Vida o el Crítico.

En cuanto modo de juego, podemos hallar hasta tres modalidades diferentes con tres dificultades (Fácil, Normal e Infierno), todas ellas totalmente cooperativas local hasta 4(cuatro) jugadores: Normal, Torre de Babel, y Modo Boss. En Torre de Babel encontraremos la misma dinámica que el modo normal, salvo por la excepción que tendremos un temporizador donde podemos aumentar su tiempo recolectando pequeños relojes de arena que sueltan los enemigos o superando los pisos, ya que nos dará un plus en segundos. No hay jefes, no obstante si un sinnúmero de pisos por descender, donde cada uno aumentará consideradamente la dificultad a diferencia del modo Normal, que en este evoluciona progresivamente. Por parte del Modo Boss, es el único modo donde no se puede jugar solos, el mínimo de jugadores(gamers) sera de dos. Aquí nos toparemos únicamente con jefes finales, a una dificultad bastante elevada ya que partiremos sin bufos ni accesorios.

Intento de retro

Con poco éxito, alcanza que su diseño(design) quede en un sencillo intento de volver al estilo clásico y pixelado, ya que realmente no se puede considerar un enorme trabajo dedicado a ello. Aun así, hay que reconocer que el diseño(design) de los jefes es realmente atractivo y su punto fuerte gráficamente hablando. Las salas quedan en un 2.º plano continuamente con un diseño(design) bastante pobre y sombrío. Por parte del audio en 8(ocho) bits, al inicio nos acompañará de una manera aliciente obteniendo recrear una máquina recreativa de los 80, no obstante con el paso de los niveles, se nos volverá aburrido y enojoso, siendo incapaces de quitárnosla de la cabeza.

Por otro lado, la diversificación es bastante justita. Muy escasa variedad de enemigos e ítems durante todo el transcurso de la partida, recreándose al final más bien como un mata-mata, sin enorme fascinación por querer alcanzar que vuestro personaje luzca con la mejor armadura probable o cargue con el arma más exótico.

Conclusión

En resumen, cabe declarar que Bit Dungeon+ no es un juego capaz para todos los públicos, si anteriormente has probado algún juego roguelike y no te ha gustado, no te recomendamos que lo adquieras, ya que de manera básica el juego entero trata de ello: un sinnúmero de acción y horas, descendiendo pisos tras pisos, eliminando a todos los enemigos y jefes finales, sin un final detallado, facilmente con la satisfacción de querer subir el nivel del personaje, las armas y armaduras, con la tensión de no morir para no reiniciar desde cero. Seguiremos eliminando, sin esperanza alguna, monstruosos enemigos para dar con alguna pista de vuestra querida amada desaparecida, no obstante sobretodo, disfrutando de ello, mucho mejor en empresa y en partidas no muy prolongadas.

Puedes hallar Bit Dungeon+ en formato digital en la eShop de Switch por un precio(costo) de 8,99€. Deberéis tener un espacio disponible en vuestra videoconsola de 256 MB para poder descargarlo.

Nintenderos.com – Nintendo® Switch, 3DS, Wii® U



Sin afectar al autor original de la noticia, no hemos eliminado su fuente original.

Agrega tu comentario