[Análisis] Keep Talking and Nobody Explodes

Autor: | Posteado en Consolas Sin comentarios

Estas solo en esto, el reloj continua descontando segundos, solo quedan 20, ahora 19… Entre manos teneis una bomba que explotará a menos que tu interlocutor te diga que debes hacer.

-¿Que cable corto?
-No estoy seguro, ¿el rojo?
-¿Me lo dices o me lo preguntas? ¡Tengo que crear algo, no queda tiempo!
-¡Córtalo!
-…
-…
¡¡BOOMM!!

No, tu videoconsola no ha salido por los aires, o por lo menos no aún. En Keep talking and Nobody explodes estamos ante un juego de puzzles en el que nos ponemos en la piel de un desactivador de bombas que se descubre encerrado en una habitación y que posee ante sí una bomba con un contador que va descontando segundos. Para poder efectuar vuestra tarea, necesitaremos (obligatoriamente) de la asistencia de otro gamer que consultará el tutorial de las bombas y nos irá dando las indicaciones precisas. Dicho tutorial lo deberemos descargar en formato PDF a través de la web-site del juego.

Actualmente, el juego y su tutorial se encuentran completamente en inglés, pero con unos conocimientos básicos se puede efectuar el papel de desactivador de bombas. Para ser el especialista en bombas con el tutorial entre las manos, deberemos entender algunos conceptos si queremos tener bastante soltura y velocidad a la hora de dar las directrices precisas a la persona que se descubre encerrada con la bomba. Si bien es cierto, no hace falta más que investigar un poco por internet para hallar muy buenas traducciones al castellano del tutorial al completo que nos facilitarán esta peligrosa tarea.

El juego emprende con un breve tutorial que nos explica que el desactivador de bombas es el único autorizado para mirar la pantalla donde se descubre la bomba y que no puede mirar el tutorial bajo ningún concepto, de manera análoga el especialista con el tutorial será el único que pueda consultarlo y no podrá mirar la pantalla donde se descubre la bomba. También se le anuncian los sencillos controles al desactivador y a partir de ahí comenzamos con una serie de bombas que van incrementando paulatinamente su dificultad para anunciarnos los diferentes tipos de módulos y las diferentes dificultades ante las que nos encontraremos. En el caso de fallar en vuestra desactivación, en el siguiente intento nos encontraremos con una bomba completamente diferente, pues éstas se producen aleatoriamente.

Estamos ante un party juego donde actua mucho cómo de en serio nos lo tomemos, la música que acompaña los puzzles es sencilla y monótona, no obstante se vuelve apresurada y estresante cuando el contador de tiempo está a punto de llegar a su fin. Por ello es muy recomendable jugar en modo portátil frente a la otra persona y con el volumen al máximo para que la persona que está hojeando el tutorial a la vez sea participe de vuestro nerviosismo.

El hecho de necesitar de un elemento externo al juego (el tutorial debe ser descargado de la web-site del desarrollador), para muchos puede ser un incordio, no obstante hoy en día(24hrs) cualquier persona posee un móvil o tableta con interconexión a internet para poder tenerlo a mano. En vuestro caso optamos por imprimir el tutorial y archivarlo para darle más “realismo” a la experiencia. Y creedme, realmente funciona, mirar como tu especialista en bombas pasa hojas desesperado sin saber de que patrón le hablas mientras tu, el desactivador, no paras de poner prisa porque el contador continua bajando, es uno de los mejores momentos que nos regala este juego.

Sin embargo, podemos ponerle muchos peros a este juego, los modos de juego son escasos, apenas posee un “modo historia” en el que vamos desactivando una bomba detrás de otras sin más explicación, y por otro lado tenemos un “modo libre” en el que poder jugar las bombas con diferentes módulos, en los que podemos determinar un par de ajustes(configuraciones) para que el juego genere la bomba aleatoriamente.

En cuanto al apartado gráfico, sin llegar a molestar, no destaca por los detalles, si bien los módulos de las bombas están bien definidos, el ambiente en el que desactivamos las bombas está falto de detalle y continuamente es el mismo.

En definitiva, el estudio Steel Crate Games lo apuesta todo a su jugabilidad y la inmersión de los jugadores. Ahí aciertan con una apuesta arriesgada e innovadora, no obstante a la que se le acaban de mirar las suturas tras un par de partidas. Sin embargo, es un juego que se ajusta excelentemente a Nintendo® Switch y uno de los que gusta instruir a multitud que no está muy familiarizada con videojuegos, pues se puede gozar en empresa y a los dos lados de la consola.

Keep Talking and Nobody Explodes ya está habilitado en la eShop de Nintendo® Switch por 14,99€ y necesitaréis 665 MB de espacio disponible para su instalación.

La entrada [Análisis] Keep Talking and Nobody Explodes se publicó 1.º en Nintenderos.com – Nintendo® Switch y 3DS.

Nintenderos.com – Nintendo® Switch y 3DS



Sin afectar al autor original de la noticia, no hemos eliminado su fuente original.

Agrega tu comentario